Una pareja de El Alto invitó a la población a que se sume a una marcha que se realizará el jueves, para pedir justicia por la muerte de su bebé de un año y medio en la guardería denominada Por un Mundo Mejor. 

Casi en lágrimas, Daniel Álvarez recordó que su hijo falleció el 13 de abril. Indicó que en el centro infantil le dieron de comer lenteja al bebé y lo obligaron a dormir envolviéndolo en un aguayo. Esto le provocó la muerte por broncoaspiración.  

Lamentó que en la posta de salud en inmediaciones de este centro de niños no había equipo de primeros auxilios, oxígeno, ni un médico al momento de la asfixia de su hijo.
    
Álvarez dijo que las guarderías son una "boba de tiempo", por lo que pidió a la ciudadanía sumarse a la movilización que comenzará a las 09.00 del jueves 11 de mayo, desde la plaza Juan Azurduy.     

"Para los papás como nosotros que hemos perdido a nuestro hijo, nada nos va a devolver la vida, pero queremos que con este hecho otras instituciones cuiden a los niños de veras", manifestó con la voz resquebrajada.

COBERTURA EL ALTO: EDWIN APAZA