• Con este acto se recibirá el inicio de la gestión 5.519 en el
calendario de esta cultura.

Diferentes organizaciones sociales de la ciudad de El Alto preparan
para mañana el tradicional festejo de recepción al Año Nuevo Aymara
celebrando en esta ocasión el inicio de 5.519 en la plaza Pacajes,
siendo éste uno de los lugares sagrados destinados a dicha tradición
en la urbe alteña, según confirmó el tata amauta Justo Cruz.

De acuerdo a la Constitución Política del Estado (CPE), la celebración
de este evento se encuentra acompañado de un feriado acatado a nivel
nacional.

Cabe resaltar que si bien la Carta Magna reconoce la diversidad de
culturas indígenas existentes en el territorio nacional, sólo para la
cultura andina aymara se reconoce un feriado en este tipo de
ocasiones.

"Es por la importancia de la celebración que se da el debido
reconocimiento en varias ciudades del país como la ciudad de El Alto,
teniendo como el acto principal el tributo mediante las mesas Chacha –
Warmi (hombre-mujer), con la finalidad de que el próximo Año Nuevo
Aymara tenga progreso, felicidad y bienestar sobre todo a los
trabajadores de los medios de comunicación, las autoridades del
municipio alteño y la población que se da cita a dicho acto", expuso
el amauta.

PEDIDO

El experto indicó además que el objetivo principal de este evento es
generalmente solicitar la armonía entre la madre tierra y los
habitantes que residen en ella. Agregó que es un pacto que se realiza
entre las partes mencionadas donde el hombre se compromete a cuidar la
biodiversidad del planeta para el bien de las generaciones futuras.

"En el ritual generalmente se pide armonía entre la madre tierra y
todos los estantes y habitantes, así como ella permite darnos cobijo y
alimentación de la misma manera nosotros tenemos que comprometernos a
cuidar la biodiversidad, con la finalidad de dejar a nuestros hijos
donde vivir, comer y trabajar", afirmó Cruz.

Para el representante de la actividad cultural, parte de la
celebración andina desarrollada en el mundo aymara está relacionada el
acto solidario en favor de desear mejores parabienes dentro de una
comunidad y a la vez de forma individual, como se acostumbra en la
celebración occidental, donde la comercialización e individualización
están concatenadas a un mercado mundial que se aleja del respeto y el
equilibrio con la propia naturaleza.

"Varias de las autoridades del Municipio Autónomo de El Alto
participarán de esta actividad cultural, donde el sahumerio, las mesas
y oraciones en idioma originarios estarán acompañadas de música, danza
y colores propios de dicha actividad ancestral", explicó.

WACAS O LUGARES SAGRADOS

Para el responsable de estas actividades, cada una de las wacas o
lugares sagrados de celebración serán rescatadas en toda la jornada de
mañana con la finalidad de mantener parte de la cultura andina dejada
por los ancestros hace miles de años.

Explicó además que los actos principales, como se tiene acostumbrado,
serán realizados en la localidad de Tiwanaku del departamento de La
Paz, pero se tienen muchos otros lugares sagrados donde la población
puede asistir a la celebración.

"Entre los lugares sagrados, además de la localidad de Tiwanaku en el
departamento paceño, se identifica a la Apacheta, los Chullpares,
Huaraco, Jaquemarca, lugares donde la cultura andina tuvo una notable
relevancia en varias fases de la historia nacional", indicó el Tata
Amauta.

http://eldiario.net/noticias/2011/2011_06/nt110620/5_06nal.php