Los alumnos marcharon por la avenida juan pablo II protestando contra los diferentes partidos políticos, en especial contra el partido de Gobierno.

Más de 5 mil estudiantes de diferentes carreras de la Universidad Pública de El Alto (UPEA) marcharon ayer en protesta contra la intromisión de varios partidos políticos que se encuentran en campaña, asegurando que estos no respetarían la autonomía de dicha casa superior de estudios, afirmó el ejecutivo de la Federación Universitaria Local (FUL), Juan Chura.

De acuerdo con el máximo ejecutivo de los estudiantes de la UPEA, esta actitud, especialmente del partido en función de gobierno, estaría siendo aprovechada para que muchos de los dirigentes denuncien una persecución política a través de fiscales, los mismos que en su mayoría no cuentan con un argumento ni justificaciones.

"El único delito que nosotros hemos cometido para que todas estas actitudes estén sucediendo es que hemos decidido no apoyar a la persona que dice que fue nombrado por el alcalde Edgar Patana, dirigente que desde ese entonces comenzó a entrometerse en todas las carreras de nuestra universidad, quién jamás ha sido elegida por nosotros, quién comenzó a dividir a toda la comunidad universitaria y a descabezar dirigentes estudiantiles", manifestó Chura.

Según el dirigente, esta persona fue identificada como Mónica Eva Copa, quién supuestamente se habría arrogado la representación de la comunidad universitaria de la UPEA, a quién en muchas de las oportunidades se le habría hecho conocer la decisión de la base de los universitarios, pero que a la fecha continuaría con la supuesta representación de los universitarios de dicha casa superior de estudios.

VOTO CASTIGO

Por otro lado, a nombre de las bases, el ejecutivo de los estudiantes de la UPEA señaló que dicha persona se encuentra dentro de los candidatos para senadora, advirtió que recibirá el voto castigo de los más de 35 mil estudiantes de las diferentes carreras con que cuenta la universidad alteña.

Mónica Eva Copa, pertenecería a la carrera de trabajo social, que según el representante de la FUL, alteña, es supuesta representante de los estudiantes del sector, pero que luego de permanecer durante catorce años en esta especialidad ya no representaría a nadie, porque para que se tome estas atribuciones nunca pasó por un consenso por la totalidad de la comunidad universitaria.

Finalmente. Juan Chura, advirtió que de seguir con estas actitudes de persecución por parte del Gobierno a través del Ministerio Público, instancia gubernamental que de manera continua estaría amedrentando a los dirigentes y estudiantes con citaciones, tomarán "otro tipo de actitudes de protesta denunciando estos hechos con nombres y apellidos".

Fuente: El Diario.