No más partidos en el estadio Andino de El Alto



Sucre - Bolivia.- En reunión de Consejo Superior de la Liga del Fútbol Profesional Boliviano, celebrado ayer en la ciudad de Sucre, se determinó no jugar más partidos en el estadio Andino de El Alto, hasta que una comisión de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) homologue el escenario deportivo para jugar partidos del campeonato oficial del fútbol profesional boliviano.


El estadio que, en reiteradas oportunidades, generó controversias entre dirigentes de la Liga, de los Clubes y la FEJUVE, deberá cumplir ciertos requisitos para su respectiva homologación.


En consecuencia, el equipo de La Paz Fútbol Club que tiene pendiente disputar un partido más en el estadio alteño -antes ya había jugado cuatro cotejos- frente a Guabirá, de Montero,  deberá hacerlo en el estadio Hernando Siles de Miraflores.


La Liga, por su parte, hará una representación ante la Conmebol solicitando una comisión para que inspeccione el estadio alteño para después homologarlo o en su defecto, hacer las recomendaciones respectivas para una posterior homologación en caso de que no cumpla con todos los requisitos para ser escenario de partidos oficiales de la Liga.


SUELDO


Asimismo, se aprobó que el "presidente" de la Liga, Mauricio Méndez gane un sueldo mensual de 13.800 bolivianos por prestar sus servicios laborales a la entidad liguera.


Por otro lado, se aprobó el rol de partidos que faltaba para completar el calendario del torneo Fundadores de la Liga.


En otro punto, la dirigencia liguera a petición de FABOL aprobó el seguro médico para los jugadores.


En otro acápite de la cita dirigencial, el delegado del Club Bolívar, en uso de la palabra, manifestó que "el presidente de la Federación Boliviana de Fútbol, Carlos Chávez, no representa nadie y por tanto debería renuncia", además que las Asociaciones se aplazaron porque no promocionaron a ningún jugador para que pueda actuar en el fútbol profesional.


En tanto, el presidente de Guabirá, Gerardo Rosado, respaldó los criterios vertidos por Jorge Iturralde al recalcar que "el señor Carlos Chávez no representa nadie".


Por su lado, el presidente del Club Real Mamoré, demandó de la dirigencia federativa, en particular de su presidente, hacer gestiones por diferentes canales para conseguir dinero para los clubes que en esta época de crisis económica están sopesando una carga económica pesada en la manutención de sus equipos.


Se conoció que el jugador Ignacio García le iniciará un juicio penal al presidente del Club Aurora, Ruddy Acevedo, por 12.000 dólares.
El Diario


Previous
Next Post »