Wara Vargas/Página Siete
      Wara Vargas/Página Siete
      Alteños marchan y exigen pena de muerte, ocurrió el lunes 5.
      Vecinos y dirigentes alteños apoyan la idea del Gobierno de formar brigadas para patrullar las calles de manera conjunta con la Policía a fin de frenar la ola delictiva en la ciudad de El Alto. Sin embargo, creen que es necesario contar con armas de fuego para una lucha efectiva contra los antisociales.

      El ministro de Gobierno, Carlos Romero, explicó el martes 6 que un plan de seguridad incluye a los vecinos de El Alto para que coadyuven a la Policía Nacional en la lucha contra la delincuencia a través de brigadas porque, según él, el ciudadano se involucra poco en el tema.

      El plan de emergencia en El Alto tendrá a los vecinos como protagonistas del patrullaje. "Serán brigadistas también, recibirán capacitación, chalecos y toda la indumentaria necesaria", dijo.

      Rogelio Chambi Choque, un vecino que el martes marchaba junto a decenas de personas cerca de la Corte Superior de Distrito, señaló que "de nada sirve que sólo avisemos a la Policía cuando haya algún delito. Nos tienen que dar armas (de fuego) o algo para defendernos de los delincuentes".

      Defensor del Pueblo dice que la propuesta del Gobierno es peligrosa


      SEGURIDAD Al menos dos dirigentes vecinales piden armas de fuego. Uno de la COR exige armas no letales, otro de Fejuve señala que eso lo deben evaluar las bases.

      Iván Clavijo, vecino y dirigente de la zona Santiago II, manifestó que las personas necesitan armas de fuego para ayudar a la Policía en la lucha contra la delincuencia. "Si vamos a ayudar a la Policía, entonces que nos brinden oficinas y también armas (de fuego) para luchar contra estos delincuentes que tanto daño nos hacen", dijo.

      El dirigente de la Central Obrera Regional de El Alto (COR), Franklin Troche, afirmó que "estamos de acuerdo con la propuesta del Gobierno, pero los brigadistas se enfrentarán a los delincuentes que no tienen problema en matar, así que deberían armarlos, no con armas de fuego, sino con bastones, con gases lacrimógenos, con toletes para defenderse".

      El primer vicepresidente de la Federación de Juntas Vecinales de El Alto (Fejuve), Claudio Luna, fue más cauto y señaló que "es un tema que se tiene que debatir con las bases, con estas brigadas que se constituirán".

      Defensor rechaza uso de armas

      Al defensor del Pueblo, Rolando Villena, le pareció peligrosa la propuesta del Gobierno porque al incluir a los vecinos en el patrullaje, los expone a varios peligros. Además, dijo que armar a los vecinos sólo generará más violencia de la que se tiene en la actualidad en El Alto.

      "El patrullaje conjunto podría ser muy peligroso porque se expondría a los vecinos como blanco directo de ataques de los delincuentes. Hay que pensar una estrategia diferente", comentó.

      Villena señaló que "hay que tomar con mucho cuidado los mecanismos de participación de la ciudadanía en esta iniciativa del Gobierno. Se debe tomar en cuenta que dotarle de armas (de fuego) a la ciudadanía para que haga un control sería entrar en una escalada de violencia muy peligrosa".

      Reforma judicial

      El ministro Romero dijo el viernes en Coroico que para avanzar en el tema de seguridad ciudadana se deben aprobar reformas judiciales para transformar el Ministerio Público. Fundamentó que las investigaciones y la sanción a los delincuentes "no siempre guardan correlación". "Para avanzar en materia de seguridad ciudadana, además de fortalecer la acción de la Policía, la institucionalidad de la Policía, para permitirle tener más eficacia en la captura de delincuentes, hay que realizar ajustes en el Ministerio Público, y hay que acompañar con reformas judiciales", argumentó.