Detienen a cuatro supuestos monreros que atracaban con armas de fuego .

La Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de El Alto, presentó ayer a cuatro delincuentes que supuestamente conformaban una banda de monreros, quienes fueron aprehendidos en posesión de armas de fuego luego de un allanamiento en la zona Norte de El Alto, según explicó el coronel Félix Rocha, director de la entidad policial.

Los arrestados fueron identificados como Mateo Ticona Torres de 42 años de edad, Benjamina Villca Ticona de 40, Claudia Basilia Quispe de 32 y Néstor Santiago Quispe de 22, quienes, además, cuentan con antecedentes penales.

Según los informes policiales, este supuesto clan de delincuentes estarían operando en la ciudad de El Alto, La Paz y provincias desde hace más de tres años, a pesar de que en este tiempo el domicilio de Alto Lima donde fueron encontrados fue quemado por los vecinos porque en el lugar se encontraron a otros delincuentes refugiados. Este inmueble pertenece a una de las implicadas.

En su descargo, una de las implicadas dio a conocer que su persona se dedica a la actividad del comercio, "anteriormente igual me han allanado mi domicilio, han quemado mi domicilio, yo he llegado a la Felcc por ese aspecto para denunciarlo todos los días y ahora me detienen", afirmó.

Entre los objetos presentados por los funcionarios de Delitos Contra la Propiedad de la Felcc, se puso en evidencia varios equipos de sonido, armas de fuego, celulares, vehículos y electrodomésticos, entre otros objetos, que se encontraban acumulados en el domicilio allanado así como en otro domicilio de familiares de dicha banda delictiva.

"Como resultado de la operación se tienen algunos indicios de que estas armas fueron utilizadas en los hechos de violencia y robo agravado, entre ellos podemos nombrar equipos que son utilizados para romper los candados, un revolver calibre 22, munición y los objetos que fueron sustraídos y reconocidos por sus víctimas, como televisores, equipos de sonido, electrodomésticos, celulares, documentos y alrededor de cinco vehículos de los cuales no se demostró propiedad, además de petardos que eran utilizados como medio de alerta entre sus componentes de la banda", detalló el coronel Rocha.

Entre los vehículos que fueron secuestrados se encuentra un vehículo Caldina color azul oscuro con placa de control, 1825-ITX y otro automóvil marca Toyota 2002-BYS. "Estos dos vehículos eran los que de manera constante estaban siendo utilizados por la banda de monreros tanto para efectuar el seguimiento de los domicilios de sus víctimas y el posterior traslado de los objetos de valor de los domicilios que logran ser saqueados por la banda de cuatro personas, donde se incluye la participación de mujeres", sostuvo.


El Diario.

Previous
Next Post »