La Policía alteña reportó dos levantamientos de cadáveres

Los cuerpos tienen indicios de haber sido asesinados, sin embargo, sólo uno fue identificado hasta el momento.

El director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), coronel Ramiro Magne, reportó que durante el fin de semana se realizaron dos levantamientos legales de cadáveres en la urbe alteña.

En el primer caso, el cuerpo fue identificado como Huayar Ignacio Terceros, quien fue encontrado al interior de tres bolsas de yute en la zona San Nicolás con signos de violencia y un traumatismo cráneo encefálico como posible causa de la muerte.

En el segundo caso el cadáver aún no fue identificado, sin embargo, se informó que fue hallado en la avenida Villa Bolívar "D" con signos de haber sido cogoteado.

Según la versión del director de la entidad policial, en el caso del primer cadáver encontrado se maneja la hipótesis de que se trataría de un asesinado por razones de venganza o ajuste de cuentas, esto debido al daño efectuado en el cuerpo de la víctima el cual fue brutalmente golpeado en la región de la cabeza y acuchillado en varias partes del cuerpo, como el abdomen y el tórax, para luego ser introducido el cadáver en tres bolsas de yute.

"La mañana del pasado viernes los vecinos encontraron el cuerpo en la zona San Nicolás. Ellos dieron a conocer sus sospechas de tratarse de un cadáver, cuando se verificó el bulto de yute en vía pública, razón por la que se realizó el procedimiento de peritaje y una vez identificado el cuerpo se analizan todas las posibilidades por la cual fue asesinado", explicó Magne.

Los investigadores de Homicidios al momento de efectuar la recolección de indicios, como muestras de huellas dactilares, pudieron emprender un estudio externo de las condiciones en la que se encontraba el cuerpo y los hechos de violencia a los que se enfrentó la víctima, mismo que establece que en primera instancia los atacantes acuchillaron al occiso ya que se encontraron heridas punzocortantes que generan hemorragia, posteriormente fue golpeado en la región de la cabeza, lo que le provocó el traumatismo que terminó siendo la causa de la muerte, explicó la autoridad policial.

En la actualidad existen dos grupos de investigación por parte de Homicidios, quienes, luego de identificar el cuerpo del joven de 23 años, ahora analizan a las personas allegadas con la que se relacionaba para luego definir las posibles razones por la cual le habrían dado fin a su vida. El segundo grupo analiza los indicios que dejan el cuerpo y el entorno donde fue encontrado el cadáver con la finalidad de establecer si el mismo fue arrastrado o trasladado en vehículo, fuera de cotejar algunos resultados de laboratorio para dar con el paradero del o los responsables de esa muerte violenta.

COGOTEADO

El segundo levantamiento de cadáver, de acuerdo con el informe de la instancia policial, nuevamente confirma los altos índices de inseguridad ciudadana, toda vez que la víctima registra indicios de haber sido cogoteada ya que le quedó marcada, de extremo a extremo, un círculo equimótico en la región del cuello.

"Por el momento el cuerpo continúa sin ser identificado (NN), pero se estima que tiene una edad promedio de 30 a 35 años, razón por la cual se solicita a la población a realizar el proceso de identificación del cuerpo, con la finalidad de confirmar o descartar que el mismo fue víctima de robo agravado por parte de cogoteros, toda vez que tienen un circulo equimótico pleno", aseguró el coronel Magne.

El Alto nuevamente se registra como una de las ciudades de mayor riesgo de criminalidad los fines de semana donde se reporta varios casos de muerte violenta.

El Diario.

Previous
Next Post »